El Juzgado de Instrucción número 7 de Rubí ha decretado este jueves prisión provisional sin fianza para cinco sospechosos de la violación grupal a una chica en una nave industrial derruida de la ciudad a finales de diciembre. En un auto al que tuvo acceso Europa Press, el juez sostiene que hay sospechas fundadas que cometieron un delito de agresión sexual contra la víctima.

Los cinco, de entre veinte años y veinticinco, ingresarán en prisión provisional, al considerar al juez que existe riesgo de fuga, y tienen prohibido comunicarse y aproximarse a la víctima y a su hija. Según recoge el auto, la joven fue violada por cinco hombres en una nave industrial derruida después de haber sido llevada allí por la fuerza, y donde posteriormente los investigadores encontraron colillas y un preservativo usado.

El relato de la víctima ha sido constante a lo largo de la investigación y «viene corroborado periféricamente por diversos elementos externos y objetivos». Entre otros, el juez relata que uno de los amigos de la víctima explicó el estado de angustia en la que la halló tras la violación, lo que también reflejan los mensajes que intercambiaron a lo largo de los siguientes días.