Un tren en la estación de La Garriga. Foto: Ajt de La Garriga

La Asociación FEMvallès ha hecho pública hoy la respuesta de la Sindicatura de Cuentas en su demanda presentada el pasado 19 de enero. El documento que ha presentado FEMvallès detalla en 34 páginas los agravios de la política inversora de la Autoridad del Transporte Metropolitano (ATM). Unos agravios que -según la asociación- aplican una política de discriminación entre la primera corona metropolitana y el resto del país desde hace décadas. La base de esta discriminación radicaría en el método por el que se evalúan las futuras actuaciones en movilidad.

Entre otros datos, se critica que un barcelonés reciba 9 veces más en inversión de movilidad que un vallesano. Los vallesanos ponen en duda la estrategia de la ATM de crecer «adentro» cuando la demanda se encuentra «fuera» como demuestran los datos en las extensiones de la línea del Vallès de FGC.

El problema se agrava cuando a algunas ubicaciones del centro metropolitano se plantea duplicar líneas de transporte público con diferentes medios. Por ejemplo, entre Cornellà y Sant Feliu de Llobregat el PDI de la ATM prevé la ampliación del metro duplicando la actual línea de Cercanías. También están previstas nuevas líneas de tranvía duplicando los servicios de Cercanías entre Sant Feliu de Llobregat y Molins de Rey y entre Badalona y Sant Adrià del Besòs. «Estas actuaciones claman al cielo cuando en el Vallès y en la periferia metropolitana no se prevé ninguna actuación de ampliación, al menos hasta la caducidad del PDI en 2030», se quejan desde FemVallès.

La Sindicatura de Cuentas de Cataluña respondió el pasado 26 de febrero comunicando a la entidad que la ATM ha sido objeto de diversas fiscalizaciones y que se tendrá en cuenta la documentación facilitada de cara el futuro.

Cabe recordar que la Sindicatura de Cuentas publicó en noviembre pasado un alarmante informe sobre la línea L9. Em esta se acumulan 5.000 millones de euros de sobrecoste debido a irregularidades en la contratación y se demuestran exageradas las previsiones de demanda. La Sindicatura actúa como autoridad auditora de las diferentes actividades del sector público y como responsable de un cierto control.