El Ayuntamiento de les Franqueses ha anunciado que ha decidido resolver el contrato de las obras de construcción del paso subterráneo de Bellavista para asegurar la finalización de las obras.

La actuación está parada desde hace meses debido a las diferencias de criterio entre la dirección de la obra y la empresa constructora. Ahora, para evitar un litigio y poder finalizar el paso bajo la línea del tren, el Ayuntamiento ha decidido rescindir el contrato y asumir su finalización. «Así, una vez resuelta la parte legal y administrativa, en un plazo de un mes se reiniciarán las obras», aseguran en un comunicado.

Este paso subterráneo une la zona de Can Mònic de Granollers con la calle Aragón de Bellavista bajo la línea R2 Norte de Cercanías. Es un paso pensado para peatones y biciclos con accesos adaptados.