Un camión que había salido de Montornès del Vallès sufrió el pasado 27 de febrero un asalto violento por parte de cuatro encapuchados. Los Mossos encontraron posteriormente en su interior 265 kilos de marihuana escondidos y detuvieron al conductor.
 
Los cuatro encapuchados asaltaron el transportista cuando circulaba por la N-II a la altura de Vilademuls, le apuntaron con una pistola y lo golpearon. Gracias al aviso de varios testigos los Mossos lograron frustrar el robo.
 
Cuando llegaron al lugar, sólo encontraron el camionero, al que los ladrones dejaron atado con bridas. El tráiler había salido de Montornès del Vallès y se dirigía hasta Polonia. Los agentes inmovilizaron el camión y lo trasladaron hasta una zona segura para inspeccionarlo con los medios necesarios.

En el interior del tráiler los Mossos localizaron varias cajas, escondidas entre la mercancía, que contenían 265 kilogramos de marihuana, distribuidos en 21 paquetes precintados. El valor total de la droga localizada, una vez introducida en el mercado ilegal y vendida por dosis en el país de destino, ascendería a más de 1,5 millones de euros.

Ante las evidencias, los agentes detuvieron al conductor del camión como supuesto autor de un delito contra la salud pública. El hombre, un polaco de 42 años sin domicilio conocido, no tenía antecedentes. Al día siguiente, el arrestado pasó a disposición del juzgado de instrucción en funciones de guardia de Girona y quedó en libertad provisional.

La investigación continúa abierta y los Mossos trabajan ahora para intentar localizar a los cuatro encapuchados.