El Govern anuncia que el peaje de la Llagosta será más caro para los vehículos diesel y nuevos impuestos para los coches más contaminantes

Abril 21 06:52 2017 Print This Article

A partir de diciembre ya se podran limitar en períodos de contaminación

Nuevas medidas para intentar paliar la contaminación que afecta a la ciudad de Barcelona y a 40 municipios de su entorno, entre ellos Granollers, Mollet, La Llagosta, Parets, Montornès, Sant Fost y Montmeló. El Govern, según anunció ayer, prepara otras medidas paralelas a la que entrará en vigor en diciembre y que hará que los coches de más de 20 años no puedan circular por los 40 municipios y Barcelona durante los episodios de alta contaminación.

Entre estas nuevas medidas la Generalitat prevé dejar de bonificar los vehículos diesel en los peajes de su competencia, entre ellos el de la C-33 en la Llagosta. La medida, que se adoptará en las próximas semanas, se justifica por que los vehículos diesel son los que más dióxido de nitrógeno emiten.

Además la Generalitat se  propone implantar el próximo año, en 2018, un nuevo impuesto para los vehículos más contaminantes. A falta de más detalles se ha explicado que se trata de un impuesto que cobrarán los ayuntamientos a través del impuesto de circulación.

Cuando en 2020 esté plenamente implantado, se prevé recaudar unos 110 millones de euros anuales, que se destinarán a dar ayudas para comprar vehículos ecológicos, y sobre todo para renovar la flota de taxis y furgonetas de toda Cataluña. Y es que se ha comprobado que los vehículos más antiguos contaminan más, Así lo ha explicado el consejero de Territorio Josep Rull:

“Un coche de 20 años de antigüedad de gasolina contamina hasta 58 veces más que un coche nuevo de gasolina o un coche diesel de 20 años contamina 12 veces más que un coche nuevo. Hemos ido a priorizar la renovación de esta flota de vehículos más viejos y más contaminantes “, dijo Rull.

 

  Article "tagged" as:
  Categories: